6 de febrero de 2011

y la vida siguió, como siguen las cosas que no tienen mucho sentido....

Con alegría y lágrimas en los ojos, vimos partir a la banana, con Massimo, Nicoletta y María en su interior. Rumbo al norte, rumbo a México, donde comenzará el largo viaje por toda América Latina. El proyecto de banana-arte pretende llegar hasta Ushuaia... y ya veremos cómo se les recibe cuando pasen de nuevo por aquí, y ya veremos cuantas veces nos los volvemos a encontrar por el mundo. De momento, se les puede seguir la pista en el blog de nico e massi, donde han prometido ir contándonos lo qué van haciendo y los puntos a los que van llegando. 

Salud amiguitos, les extrañaremos! 















2 comentarios:

Ana dijo...

¡Qué les vaya genial!
Preciosa la foto de esa niñita guapa al volante!!

No estés triste Sergio.

Besos!

Anónimo dijo...

Te seguiremos la pista, María. Disfruta del viaje y la experiencia... y nosotros que lo veamos y compartamos tu alegría de vivir y generosidad extrema.
Miriam